El imponente Parque Nacional Talampaya

El Parque Nacional Talampaya, declarado Patrimonio de la Humanidad junto con su vecino sanjuanino, el Parque Provincial Ischigualasto, se ubica en el centro-oeste de la provincia de La Rioja, a 231 km de la capital riojana y a 74 km de la localidad. de Villa Unión. Hermoso y misterioso desierto rojo, brotó de las profundidades de la tierra cuando emergió la Cordillera de los Andes. Ocupa una superficie de 215 mil hectáreas y posee una de las formaciones naturales más atractivas de Argentina: el Cañón de Talampaya.
Hace 250 millones de años fue el reino de los dinosaurios – aquí se encontraron los restos fósiles de Lagosuchus Talampayensis, uno de los primeros dinosaurios en habitar la tierra; más tarde, fue suelo humano. Los dinosaurios dejaron sus huellas en las rocas. También los hombres -de las culturas Diaguita y Ciénaga-, quienes registraron petroglifos entre los siglos III y IX d.C.
El Talampaya se recorre exclusivamente con un guía autorizado. La aventura se puede vivir a pie, en bicicleta y/o en vehículo 4×4. Las caminatas guiadas se realizan por circuitos de entre 3 y 4 horas de duración. En bicicleta, la guía omnipresente de las inmensas paredes rojas convierte el camino en una aventura impactante. En vehículo la experiencia llega a los lugares más extraños.
El principal atractivo es el Cañón de Talampaya -‘tallado’ en el escenario de la Sierra de los Tartajos-, tiene unos 3 km de largo y tiene paredes que alcanzan los 150 metros de altura.
Aquí podrás ver curiosas figuras esculpidas por el agua y el viento a lo largo de los siglos. Entre ellos: la Chimenea, el Monje (53 metros de altura, está muy cerca de El Tablero de Ajedrez), el Ascensor, los Cajones y la Catedral (muro rocoso de 120 metros de altura, cierra la ciclovía que pasa por el Cañón) .
Igualmente interesantes son los circuitos alternativos: Ciudad Perdida y Arco Iris, programas que recorren de 5 a 6 horas por lechos de ríos secos, dunas rojizas y pampas de arena pobladas de guanacos.
En las noches de luna llena, los guías de Talampaya te invitan a una excursión definitivamente alucinante.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.