Ecoturismo, clave para México contra la pobreza

A partir de 2013, el ecoturismo es considerado un elemento clave para la lucha contra la pobreza, la protección del medio ambiente y la promoción del desarrollo sostenible a nivel mundial, según la resolución emitida por la Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU). Y México es un país cuya riqueza natural y cultural lo ubica como una de las regiones donde este sector tiene un gran potencial.
A nivel mundial, la resolución de la ONU invitó a los Estados Miembros de las Naciones Unidas a desarrollar políticas que promuevan el ecoturismo, porque sus «efectos positivos repercuten en la generación de ingresos, la creación de empleo y la educación y, en consecuencia, en la lucha contra la pobreza y la hambre”, ideas reveladas a través del documento Promoción del ecoturismo para la erradicación de la pobreza y la protección del medio ambiente.
El diagnóstico de la ONU reconoce que “el ecoturismo crea importantes oportunidades para la conservación, protección y uso sostenible de la diversidad biológica y las áreas naturales, al incentivar a las comunidades locales e indígenas de los países en los que se encuentran y a los turistas a preservar y respetar el patrimonio natural y cultural. ”.
En el caso de México, la ecoturismo es un término que llegó a México hace unos 15 o 20 años Está conformado por el turismo que se realiza fuera de las ciudades, enfocado en las zonas rurales, teniendo como eje central la ecología y el cuidado del medio ambiente, señaló Bruno Giesemann, director de Argovia finca resort (empresa radicada en Chiapas).
Por su parte, Ernst Riedwyl, presidente del capítulo Club Tesoros de México Chiapas, conceptualiza el ecoturismo como “una actividad que protege el medio ambiente y está en armonía con lo que nos rodea, no invasiva y de bajo impacto en el ecosistema”.
Y en nuestro país son diversas las actividades que se pueden realizar con el ecoturismo, como son, “la fotografía, la observación, el turismo de aventura, el senderismo, el senderismo, el ciclismo, la pesca, que engloba una serie de actividades según la zona. La oferta es amplia, ya que hay para todos los gustos y para todas las edades”.
De hecho, este sector ya está segmentado en: turismo de aventura, turismo social y turismo ecológico. Sin embargo, el foco sigue siendo el geoturismo, caminatas o visitas en el medio rural y que el objetivo es poner al visitante en contacto con esa zona y tratar de poner en valor las áreas, comentó Giesemann.
En otras palabras, lo que busca el geoturismo es que las personas tengan un contacto muy cercano con la naturaleza y que de alguna manera se despierten conciencias. “Es fundamental que las personas se reconecten con la realidad, conozcan el origen de los productos que consumen en su vida cotidiana y en ese proceso reconozcan el valor de las personas involucradas.

El ecoturismo, motor de desarrollo para los más pobres
El ecoturismo es un motor para el desarrollo de algunos estados, principalmente para los de menor desarrollo e incluso para grupos cultural o socialmente rezagados, mencionó. Ernst Riedwyl, presidente del capítulo Treasures of Mexico Club Chiapas.
“Muchas veces estos grupos son de zonas importantes donde se puede desarrollar el ecoturismo, por ejemplo, en la Selva Lacandona, en los Montes Azules, y Chiapas tiene como siete regiones diferentes donde hay reservas naturales”.
Hay un grupo de habitantes olvidados, agregó, que con el desarrollo de los proyectos se logra al mismo tiempo el desarrollo de la región o del grupo, lo que a su vez traerá un beneficio económico, al emplear mayor número de mano de obra. visto en otros países que el beneficio económico es mayor en este tipo de actividad, y que la estadía de los turistas es más prolongada”, enfatizó Riedwyl.
En el caso de México, existen diferentes esfuerzos que está realizando la Secretaría de Turismo y también el Consejo de Promoción Turística para promover el desarrollo de proyectos ecoturísticos, entre los que se encuentran estrategias de difusión para promocionar los destinos turísticos de caravanas por parte de los estados de la República Mexicana y también en ferias internacionales de turismo.
Por ejemplo, en el segundo semestre del año se invertirán 5 millones de pesos en la promoción de puntos turísticos de Quintana Roo, como Mahahual, Bacalar, Calderitas, Chetumal, entre otros. Donde se intentará resaltar los atractivos naturales con la arqueología.
Pero, donde estan las oportunidades El experto afirma que en los estados del sur, como Chiapas, Veracruz, Tabasco y Campeche.
Giesemann asegura que el ecoturismo se enriquece en la zona sureste de la República Mexicana con el elemento indígena, además de la arqueología, la medicina tradicional, la parte de usos y costumbres, la riqueza histórica que se suma a la belleza del entorno.
Un sector para crear experiencias
“El ecoturismo es todavía una actividad incipiente. La Cumbre Mundial de Turismo de Aventura se llevó a cabo en San Cristóbal de las Casas en Chiapas en 2011y si bien fue positivo, nos damos cuenta que es necesario desarrollar muchos de los atractivos y capacitar a las comunidades, darles las herramientas necesarias para obtener un mayor beneficio”, reconoció el presidente del capítulo Club Tesoros de México Chiapas.
Bruno Giesemann, quien también es uno de los principales impulsores de La Ruta del CaféExplicó que se creó porque hubo una crisis terrible en el café de Chiapas, donde el consumidor de la bebida nunca se enteró de los problemas que tenían los productores, pero a su vez, la crisis generó una nueva forma de ver las fincas con un enfoque ecoturístico. .
“Y es que en el Estado, la zona montañosa del Soconusco, las laderas y los valles altos y profundos, se produce uno de los mejores cafés del mundo”. Además de desarrollar la Ruta del Café, la experiencia del turista despierta conciencia del peso que tiene a la hora de seleccionar un producto, incluso puede cambiar el día de un campesino o una familia, además de que “el recorrido permite valorar la vida del campo”. ”, dijo Giesemann.
Pero ahora el área de la Ruta del Café se está diversificando, actualmente hay otros cultivos que se pueden visitar, por ejemplo, flores, follaje, orquídeas, palmas, antulios, se convierte en un interesante mosaico de cultivos tropicales que son muy llamativos y los la gente está interesada en entender el proceso de cada uno de ellos, dijo Giesemann.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.